Leonor MarchesiLa cantante argentina Leonor Marchesi llegaba a España a mediados de los 80 para incorporarse como cantante al grupo Santa. Desde entonces y hasta nuestros días ha publicado varios discos y ha formado varios proyectos relacionados con la música. También editó algunos discos en Argentina con diversos proyectos, pero mejor, que nos cuente ella misma. Un placer tenerla hoy con nosotros.

¿Qué te hizo entrar en este maravilloso mundo de la música? ¿Cómo fueron tus primeros contactos con ella? ¿Siempre fueron como cantante?

Cantaba desde niña siendo muy pequeña, a los dos o tres años de edad. Mi padre nos enseñaba canciones de variados estilos. Y así fui aprendiendo a cantar, escuchando música, viviendo en un hogar muy musical. Por cierto, luego comencé a estudiar guitarra y armonía, y a los 14 ó 15 años tenía varios temas hechos que cantaba a mis amigos del secundario bachillerato, fiestas familiares… Posteriormente estudié canto lírico, pero lo mío era y es el rock.

A principios de los 80 formas el grupo Púrpura y grabas 2 discos («Púrpura I» y «Púrpura II»). ¿Qué nos puedes contar de Púrpura (músicos, grabaciones, giras)?

Conocí por medio de amigos a Osvaldo Greco el guitarrista, Marcelo Leonardi el baterista y Fernando Ortega el bajista. Compatibilizamos y nos pusimos a trabajar ensayando en mi casa. Juntamos unos cuantos temas que había hecho con anterioridad y los fuimos arreglando, además de incorporar temas de los músicos, ya que todos éramos compositores y estudiosos de la música en sí misma.

Conocimos a Enrique García Moreno que fue nuestro manager personal y gran amigo. Él hizo que Púrpura remontara vuelo. En esos años aún no había grupo de rock o hard rock con una mujer al frente. Poco tiempo después nació La Torre. Participamos en Barock en el 82 y fuimos grupo revelación, pero antes fuimos creciendo cada día como profesionales. En Fundando La Esquina Del Sol!, pub mitico de la cuidad de Buenos Aires, grabamos un LP para Polygram Vértigo y el segundo al año siguiente. Presentamos el disco en el Estadio Obras con gran éxito ante 5000 personas. Teníamos muchos seguidores y un numeroso club de fans, que actualmente y con alguno de ellos, conservo gran amistad. Comenzaron las giras, TVs, radios, etc. Trabajamos muchísimo, festivales en Córdoba, Rosario, etc. Hoy en día a pesar de la distancia, Púrpura (y según lo dicen muchos) es considerada música de culto, ya que no era rock o hard rock tradicional.

Llegar a España fue una gran experiencia que necesitaba vivir, un desafío personal, una aventura! El rock en aquel entonces estaba en auge con grupos como Barón Rojo, Obús, Sangre Azul y Santa.

A mediados de los 80 vienes a España a formar parte del grupo Santa y grabas el álbum «Templario» en los Studios Mediterraneo de Ibiza con la producción de Dennis Herman. Realizas la gira del disco con el grupo y eres votada como la mejor vocal femenina de rock en varias publicaciones españolas. ¿Cómo fue lo de venir a España? ¿Eran buenos momentos para el rock hispano? ¿Cómo fue la experiencia en Santa? ¿Sentías la presión de tener que estar en el sitio en el que estuvo la anterior cantante del grupo, Azucena?

Llegar a España fue una gran experiencia que necesitaba vivir, un desafío personal, una aventura! El rock en aquel entonces estaba en auge con grupos como Barón Rojo, Obús, Sangre Azul y Santa, cuyos integrantes, Jero Ramiro, el mejor guitarra que tiene España, Miguel Angel Collado en los teclados, increíble músico, acompañando la base sólida y power de Bernardo Ballester en la batería y Diego Jiménez en el bajo. Realmente un grupazo. Por mi parte fue muy grato conocerlos. Hicimos amistad inmediatamente. Grabamos el LP “Templario”, un disco de estilo diferente a los anteriores, pero con la misma fuerza. Un disco que hoy en día no está olvidado y sigue gustando mucho. Fue precursor a los tiempos, por eso en esos años no se comprendió tanto pero hoy es considerado por muchos periodistas y por la gente, y por el propio Jero, como un LP de culto.

No sentí presión alguna porque me sentia libre. Sabía que vendrían las comparaciones. Conocí a Azucena, la vi algunas veces, compartimos entrevistas y me pareció una mujer de gran carácter y personalidad capaz de lograr sus deseos. Eso me agradaba. Yo tenía que enfrentarme al público y dar lo que sabía y de corazón. Y puedo decir que la gente, muchos más de lo imaginado, abrieron los brazos y me recibieron con cariño y respeto. Algo que aún siento y por lo que me siento orgullosa, ya que no sentí miedo, por el contrario solo quería cantar esas canciones y compartir con quien quisiese mi manera de expresar la música .

La música ayuda a vivir, a sentir la vida de otros colores.

Tras la disolución de Santa, grabas tu primer disco en solitario, «Encrucijada» (1992), donde colabora Dave Holland, ex-batería de Judas Priest y Trapeze. ¿Fue un paso más personal en tu carrera?

Así es, es más personal y oscuro, un disco que expresó cómo me encontraba en esos años. Era una encrucijada de factores psicológicos emocionales, o sea, un tremendo conflicto existencial. Pero la música ayuda a vivir, a sentir la vida de otros colores y en esos colores están los músicos que tocaron en la grabación. Siempre la amistad, la armonía en grupo, ha sido mi referente. Este disco se presentó en el Encuentro Iberoamericano de Rock y luego salió en México y Argentina, por lo que me marché a promocionarlo y presenciar la nominación del disco por los premios ACE de la música. A la vez veía cómo un tema mío se editaba en Suiza, » Stop de Army», junto a Nina Haguen, Phil Manzanera (Roxy Music), en contra del armamento mundial.

«Rosas de metal» (1998) es tu segundo álbum en solitario. ¿Donde se grabó? ¿Qué músicos colaboraron contigo? ¿Hay una evolución desde tu primer disco en solitario?

Regresé a Madrid para grabar este disco Junto a Juan Revilla (producción, arreglos). Yo había hecho temas en Buenos Aires, y con algunos de ellos y de Juan quedó hecho este disco que se grabó en los Estudios Monte Príncipe de Madrid, con Jacobo Aguirre como co-productor y la colaboración estimadísima de Miguel A. Hernando (Lychis) en el bajo, Juan Carlos Arellano en la batería y Juan Revilla en las guitarras y teclado. Un disco que sale en Argentina y por el que tengo que regresar allí para promocionarlo. La evolución según las críticas, se basó en un cambio sonoro y vocal, un disco más épico que los anteriores, con un enfoque diferente, más íntimo.

La musicoterapia canalizan las emociones que ayudan en la expresión y descubrimiento de los caracteres individuales del ser humano, basado en ritmos y sonidos especiales. Se ejercita en niños y adultos. Es una forma de comprender qué ocurre en su ser para ser ayudado a desenvolver su conflicto: angustia ansiedad…

¿Qué es la musicoterapia? ¿Qué relación tiene con Leonor Marchesi?

Me alejé durante unos años del mundillo musical pero sin perder contacto con él. Fue cuando realicé cursos en musicoterapia. La música como proceso evocador de emociones, por la cual se canalizan las emociones que ayudan en la expresión y descubrimiento de los caracteres individuales del ser humano, basado en ritmos y sonidos especiales. Se ejercita en niños y adultos. Es una forma de comprender qué ocurre en su ser para ser ayudado a desenvolver su conflicto: angustia, ansiedad… Actualmente también soy profesora de canto (sonoramajadahonda) y aplico en técnicas vocales, en varios estilos, musicoterapia como complemento.

Onliryca es rock alternativo, étnico, lírico y gótico por momentos. Un propuesta arriesgada, vanguardista.

Onliryca es tu nueva apuesta musical. ¿Cómo surgió? ¿Quiénes formáis el grupo?

Onliryca es una propuesta creada junto a (nuevamente como en Rosas de Metal) Juan Revilla. En su estudio de Madrid se repite la formula. Hicimos canciones, Juan arreglos y producción y se grabó en Madrid en los estudios New Life, con Cecilio Sánchez Robles en la guitarra (ex-Ankahara), Daniel Melián en el bajo y técnico de estudio, Gustavo Segura en la batería y Juan Revilla en las guitarras, sintes y programación. El disco sale en España (Madcaserecords) y en Sello Fonocal (2014) para Argentina, Uruguay, Chile, Bolivia y Paraguay.

Actualmente la banda está formada por Gustavo Segura en la bateria (Barilari, Vargas Blues Band, actualmente en Nova Era), Gaby Soule, productor y compositor que tocó en ÑU a los 17 años, luego tocó con muchos grupos y músicos como Calamaro, Vox Dei… Victor Refusta en el bajo, considerado como uno de los mejores bajistas en la actualidad y también con Lucía del Campo como invitada en los teclados, talentosa teclista que tiene España.

Onliryca es rock alternativo, étnico, lírico y gótico por momentos. Un propuesta arriesgada, vanguardista, que ha tenido excelentes críticas en el mercado latinoamericano. Algo que se hizo de corazón y resultó ser más actual y ecléctico de lo pensado. Por eso nos gusta tanto, y a la gente que nos sigue. Se comenta que es una música visual, teatral, con toda la fuerza del power rock.

Habéis tocado en el festival Leyendas del Rock de este año. ¿Qué tal fue la experiencia?

Fue una gran experiencia!!!! Notando una cálida respuesta de muchos de los que estaban allí. Recordando temas de Santa, del LP “Templario”. Una fiesta inolvidable tanto para mí como para los músicos.

Considero también que de todo lo vivido siempre habrá algo más que aprender, por eso nos estamos preparando para una nueva aventura.

¿Qué planes para el futuro tiene Leonor Marchesi?

Ahora estoy perfilando nuevas canciones, para un próximo LP.

Posible gira latinoamericana. Continúo con la promoción del CD “Reloj de Arena» de Onliryca, tanto en España como en Latinoamérica desde radios, prensa, etc. y muchos deseos de continuar creando y sobre compartiendo una parte de mi mundo.

Muchas gracias por dedicarnos tu tiempo a septimamenor.es, cualquier cosa que quieras añadir o comentar a nuestros lectores…

Muchas gracias a vosotros!! Deciros que el CD también está en Spotify, Amazon y en tiendas de España y Argentina.

Somos como viajeras gotas de luz en el camino, con amor, coraje y determinación, deseo conquistes tus sueños.

Un abrazo a tod@s.

Deja una respuesta

El responsable de este sitio es Jesús Sánchez León. La finalidad es gestionar los comentarios, con la legitimación de tu consentimiento otorgado en el formulario. El destinatario de tus datos es Webempresa (el hosting de este blog, ubicado en España) y podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición de tus datos.