Travellin Brothers en la Sala Loco Club (Valencia)
Travellin Brothers en la Sala Loco Club (Valencia) , 15-11-2014

Los chicos de Travellin’ Brothers me entusiasmaron en su conciertazo de la sala El Loco Club (Valencia). Sabía que me iban a gustar, pero la realidad superó las expectativas. Hacía mucho tiempo que no salía de un bolo con tanto optimismo y energía. Son blancos, pero qué buenos!!!

Después de descubrir a los Travellin’ Brothers en su genial disco «Magnolia Route», acudí entusiasmado con mi mujer, Paloma, y mis amigos Antonio y Manuela a su único concierto en Valencia, dentro de su gira Magnolia Route Tour. La formación era octeto: voz, bajo, batería, guitarra y teclados, con trompeta, trombón y saxo creando una sección de vientos que aportó mucha fuerza y color. Y no solo eso: a falta de coro femenino para coronar un gospel, el teclado, el bajo y el saxo se convirtieron en las voces mulatas que acunaran como nadie el desgarro del alma soul.

Travellin Brothers en la Sala Loco Club (Valencia)

Se respiró en todo momento aroma de swing, Rhythm & Blues, jazz, y en general música negra de raíz norteamericana; pero también se dejó clara desde el minuto cero la complicidad de la banda, tanto entre sus miembros como con el público, hasta el punto en que en varias ocasiones los músicos bajaban a la sala y tocaban junto a los espectadores;

y llegó uno de los momentos más impactantes: toda la banda se apeó del escenario, dejando solos al cantante y al teclado, dando paso a una íntima relación sobrevenida… «What a Wonderful Word» acaparaba nuestros oídos nunca satisfechos de tanta buena música. Solos el piano y la voz cantante del grupo, que consiguió implicar emocionalmente a todos los presentes para que le hiciéramos los coros. De repente, una trompeta se abrió paso: se acercó muy despacio desde atrás, haciéndonos girar a todo el público, mientras contaba lo maravilloso del mundo solamente con sus notas a los entregados y ya desarmados espectadores.

Travellin Brothers en la Sala Loco Club (Valencia)Pero durante toda la actuación no solo se vivía, también que se «sudaba» la música.

Travellin Brothers en la Sala Loco Club (Valencia)Jon Careaga, voz principal y frontman de la banda, derrochó garganta y feeling, y con su sarcasmo de ADN vasco interactuó continuamente con todos los que allí estábamos. Aitor Cañibano, guitarra, se lució en el blues «Morning Rain», que enlazaron con «Sweet Little Angel», de Bernardo Rey (véase B. B. King).

Sonaron todos los temas de «Magnolia Route», mientras más de uno hizo su propia versión de baile de fondo y sin pensárselo dos veces ni poder evitarlo, se pusieron a bailar, a moverse… al fin y al cabo a divertirse, algo que es inútil intentar pasar por alto: los Travellin’ son maestros en ello. Podéis ver las fotos: ni una sola de ellas refleja ninguna otra cosa. Está claro que su pasión les atrapa, les cautiva y les impulsa. Ese y no otro es el motor que vibra de principio a fin en sus actuaciones y en sus trabajos… y eso lo transmiten a cada uno de los que tienen el incomparable placer de compartir velada en directo.

También pudimos escuchar algo de sus anteriores trabajos, como este «Swing & Jive» que 7m ha subido. Espectáculo!!!

Hubo una colaboración especial, la de Alberto «Nano» Mondéjar, que ha tocado en todos los garitos y con todos los músicos de blues de Valencia, y que se marcó un par de solos marca de la casa. Personalmente, tenemos el placer de conocerlo. Sabíamos que era muy grande «Nano»!!!!… Pero los Travellin’ declararon públicamente que ellos mismos le habían enseñado a tocar el Blues que le hace levantarse y respirar cada día!!! (Ahora, ya sabemos su secreto 🙂 )

Travellin Brothers en la Sala Loco Club (Valencia)

Por último, hicieron una pregunta, eternamente formulada por todo músico en un escenario: «¿Queréis más?» No podéis imaginar lo que pasó: Ante la esperada y evidente «otra, otra», pasamos sin casi darnos cuenta a desaparecer como público!

Poco a poco, los Travellin’ habían ido mezclándose con los asistentes hasta el punto de que la Sala se convirtió en escenario y de golpe todos pasamos a ser «brothers» (ahora recuerdo que en algún momento Jon dijo que «todo esto no es posible si no se siente…» o algo así). Estaban tocando con las luces de la sala encendidas, entre la gente, que les hacía palmas, les coreaba y les acordonaba!! Fusión total, vibración, emoción… No hay fotos! En ese momento, yo también dejé la cámara de lado para fundirme en esa magia de no saber ni qué hora es ni lo que hay que hacer mañana… Solamente os diré que el único modo de entenderlo es dejarse llevar por su ritmo!

 

Estaremos al tanto de futuras actuaciones de los Travellin’ Brothers. Ahora bien, cuando podamos tener el privilegio de asistir a un directo en formato Big Band… ese día, septimamenor puntualmente os dará el parte completo! No pensamos perdernos ese punto entre el «antes» y el «después». Felicidades chicos, y gracias por acercaros «a las afueras de Bilbao»!

Travellin Brothers en la Sala Loco Club (Valencia)


 

Entrada escrita por Jesús & Paloma
Gracias Paloma por las fotos

Esta entrada tiene 4 comentarios

    1. Jesús

      Hola Marco Antonio,
      Así es, no sólo disfruté con la música, es que además me lo pasé de puta madre!!!! Estos vascos conectan contigo y te hacen cómplice en todo momento de su espectáculo. Voy a seguirles la pista, no lo dudes.
      Ah! y tus fotos están cojonudas!!!!

      Un saludo y gracias por participar en septimamenor,
      Jesús

  1. Marco Antonio Lozano Perez

    Muchas gracias Jesús, la verdad es que con la camarita que llevaba no pude hacer mucho más.
    Me ha gustado mucho vuestro análisis de este concierto y lo comparto 100%.
    En adelante no me pierdo «Septimamenor».

    1. Jesús

      Gracias por seguirnos Marco Antonio,
      Me alegra que te guste 7m. Tenemos entradas muy variadas pero siempre con la música como hilo conductor.

      Espero leerte más veces.

      Un saludo,
      Jesús

Deja una respuesta

El responsable de este sitio es Jesús Sánchez León. La finalidad es gestionar los comentarios, con la legitimación de tu consentimiento otorgado en el formulario. El destinatario de tus datos es Webempresa (el hosting de este blog, ubicado en España) y podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición de tus datos.